16/04/2020

'In a Good Way', elegante nueva canción de la cantautora de Atlanta, llega como un bálsamo de delicadeza en el momento en que más lo necesitamos.

A sus veintiún años, Faye Webster no solo lleva tres discos a sus espaldas: todo apunta a que pronto irá a por el cuarto. Autodidacta a la guitarra desde muy temprana edad, empezó a componer canciones a los 14 y con solo 16 publicó su primer largo, Run & Tell (2103), en el que ya dejaba entrever su sensibilidad country y folk heredada de su madre y su abuelo también músicos. Tras una temporada estudiando en Nashville regresó a su Atlanta natal y publicó otro álbum homónimo (2017) a través del sello Awful Records, más conocido por dar cobijo a figuras de la escena rap. Su relación con el hip hop no termina ahí: fotógrafa y directora de arte además de cantautora, rápidamente empezó a vincularse con dicha escena y a inmortalizado a figuras como D.R.A.M., Killer Mike, Lil Yachty u Offset de Migos para sus fotos promocionales. Un mayor refinamiento musical llegaría el año pasado con el disco Atlanta Millonaires Club (2019), el primero para Secretly Canadian, que la catapultó entre las revelaciones del año gracias a su elegancia: su voz se desliza en él con la sutileza de una artista que podríamos enmarcar en el R&B clásico, pero gana brillo a través de la guitarra pedal steel, arreglos orquestales y unas letras directas y melancólicas.

Menos de un año después, la de Atlanta vuelven con ‘In a Good Way’, una canción que habla de alguien que la hace «llorar en el buen sentido» y avanza lentamente como una balada soft-rock, liderada por suntuosos arreglos de cuerda y sutiles arreglos de jazz. «No sabía que era capaz de ser feliz ahora pero me mostraste cómo», canta Webster hacia el final, y de algún modo se presenta como un bálsamo de delicadeza para sobrellevar el momento actual. Llega, además, con un videoclip protagonizado y codirigido por ella misma junto a su colaborador Hunter Airheart. Lo pueden ver abajo.

Publicidad
Publicidad