31/05/2019

El indie rock también brilló en la jornada del jueves.

La australiana Courtney Barnett, con su transparente propuesta y un directo oscilante con brutales demostraciones de pura garra como la rugiente ‘I’m Not Your Mother, I’m Not Your Bitch‘, pero también con otros momentos más baladescos como ‘Depreston‘ de su debut, casi no tuvo rival en la jornada de ayer jueves en el Primavera Sound 2019, cuyo nuevo lema The New Normal impregnó por completo todos los géneros y estilos del festival, también en la música de guitarras como Barnett corroboró con creces. Con una propuesta aparentemente austera, apoyándose únicamente en un telón, algunas luces y el único acompañamiento de bajo, guitarra y batería, a Courtney no le faltó de nada. Brilló literalmente en todos los registros, y se acordó de sus compañeros de cartel: «¿Habéis visto a Big Thief? ¡Són increíbles!«, exclamó en referencia a otros triunfadores de la velada.

Y es que lo de Big Thief estuvo a otro nivel sin perder por ello la naturalidad en ningún momento. A Adrianne Lenker se le perdona todo. Incluso que se equivoque en algún tema y que tenga que empezarlo de nuevo. Es parte del encanto de una banda cuyo folk siempre parece espontáneo. Parecía que la logística no encajaría dado las dimensiones del enorme escenario Pull & Bear, pero este acogió a los de Brooklyn como merecían: atardecer, bastante silencio y entrega del público ante la fragilidad de UFOF, su reciente nuevo disco, y otras perlitas como ‘Masterpiece‘, con la que terminaron un recital breve pero intensísimo. Así deberían ser todas las puestas de sol.

Por último, no nos olvidamos de otro , Mac DeMarco, quien se las dio de crooner más que nunca y estuvo más comedido de lo que acostumbra (Gorrita de Nintendo64, eso sí) en el festival barcelonés, donde en anteriores ediciones la ha liado parda. Y aunque esta vez no hubo stripteases como en 2017, obviamente no faltaron las bromitas. En una jornada de superintensidad generada por estrellas del pop global, tótems de la música urbana y contundente hip hop, lo de DeMarco fue muy plácido, con mucha gente tirada en el césped y, quienes quedaban de pie, bailando cuando el australiano tiró de sonoridades más funky. Se cascó bastante, eso sí, su último disco, Here Comes the Cowboy, pero siempre será bienvenido.

Además, destacaron tótems del indie rock de los 90, como Guided By Voices, Liz PhairStephen Malkmus & The Jicks, así como nuevas voces femeninas que van de Clairo a Soccer Mommy pasando por Alice Phoebe Lou.

 

 

Publicidad
Publicidad