21/05/2017

Una veintena de imágenes de la primera gira por China del grupo barcelonés.

El pasado mes de abril, el grupo barcelonés Holy Bouncer se embarcó en una gira por China durante 8 días, para actuar en los festivales SOTX (Beijing) y Straberry Festival (Shangai). Gracias a la colaboración con Impossible Project Barcelona, que les prestó dos cámaras y unos cuantos carretes de Polaroid, pudieron inmortalizar un puñado de momentos de ese viaje (con algún que otro percance), que publicamos hoy junto a algunas explicaciones y una aclaración inicial: «Muchas fotos se han perdido por el camino y otras nunca pudieron llegar a ser hechas».

Día 1 (Beijing): Llegada al aeropuerto y seguidamente al bus de recogida que nos llevará al hotel. Conocemos a la primera banda del festi: Little Triggers, de Liverpool. Y al mejor conductor bus de la historia, que nos acompañará durante toda nuestra estancia. Nos pone una version “techno-coca-party” de ‘Vamos a la Playa‘ y nos muestra los dotes y habilidades de la conducción anárquica que usan en Beijing. Llegamos al hotel y comemos sopa al estilo ramen con Diana, nuestra traductora allí, y el conductor del bus en un restaurante típico y muy acogedor. Luego vamos de camino a Modern Sky Lab para el primer concierto, que es en la gala de inauguración del SOTX Festival. Allí nos espera James, que nos hará entrega de las guitarras que Gibson nos deja durante estos días.

00: Full equip. El team al completo. Holy Bouncer, AupaMusic (Joan y Tarra) y Anse, nuestro gran y querido amigo de la infancia.

01: Mujer con su hijo en el Aeropuerto de Beijing. Allí todo el mundo es feliz.

02: Jordi mas feliz que un pájaro esperando despegar hacia un mundo desconocido, Anse delante suyo.

002: Os presentamos a Tarra y Miki, de AupaMusic Produccions, que nos acompañan en esta gran aventura. Grandes. Os queremos.

03: Manu, Berni, Anse y Micha dentro del bus. Primer viaje.

04: Micha y Pol enseñando a cámara estas dos preciosidades Gibson. La marca colaboró con nosotros en la gira ofreciéndonos guitarras para cada concierto. Micha lleva una Les Paul de color azul y Pol una 335 toda negra. Detrás, los carteles de todos los conciertos del festival. El nuestro es el verde, concierto en el que tocaremos con otras dos bandas: Cotillon (USA) y Calvin Love (CA).

05: Berni, Micha y Anse “El reflejado” en el camerino de Modernsky Lab justo antes del concierto.

06.1: Manu en el camerino. Allí, curiosamente, las birras las sirven a temperatura ambiente. Hemos echado de menos las neveras y los congeladores…

06: Jordi calentando la voz…

07: Micha, Jordi, Berni y Pol tocándola.

08: Pol tocando con su increíble Gibson 335.

09.1: Otra foto del concierto, todas tiradas por Anse.

09: Después del concierto volvemos al hotel, estamos animados pero no lo suficiente para salir de fiesta así que vamos a tomarnos una birras de lata en el hall del hotel y charlamos con alguno de los seguratas de la zona, que lo flipan con las Polaroids y quieren sacarse una foto.

DIA 2: Nos levantamos para ir a tocar el segundo concierto del SOTX Festival, que será en el Tango LiveHouse, una de las mejores salas de la ciudad. Luego saldremos de fiesta en un Hutong 胡同 (callejón del casco antiguo de Beijing) donde encontramos un bar muy undeground (School Bar). Allí nos encontraremos con un concierto punki que acabará en jam con las otras bandas que hay por allí: Calvin Love, Cotillon, Violet Youth y Little Trigger.

010: Jordi tocando los bongos en la prueba de sonido del concierto en Tango LiveHouse.

011.1: Micha dándole caña a su Les Paul.

011: Berni, Miki y Jordi entrando a comer algo después de un piti. El tabaco allí está baratísimo, un Marlboro no llega a 2€…

012: HB feeling Chinese Lights.

013: En el bus de camino al Hutong con Cotillon y Calvin Love. Anse comiendo unas Lays, Manu y Tarra con unas birras y los demás atentos a la foto.

014: Durante la noche pillamos una bici de la calle damos unas vueltas por el Hutong, nos tomamos unos cuantos chupitos interesantes con Wilson (Cotillon).

015: Más alcohol después de una gran cena en medio del Hutong.

016: Manu y los efectos del alcohol chino.

017: Pol y los efectos del alcohol chino.

018.1: Manu ha de expulsar mucho líquido.

018: School Bar. Muy recomendable. Estamos impresionados con lo punki que está llegando a ser el concierto que estamos viendo.

Días 3 y 4: Tenemos el día libre así que visitamos el Templo del Vernao, comemos pizza y cenamos pato Pekín, probamos un poco de serpiente y pillamos unos carros tirados por motos de vuelta al hotel para ver las calles y los barrios chinos en su oscuridad más bella. El día 4 nos levantamos para volar a Shangai y tenemos 2 problemas: el primero es que vamos con poco tiempo y estamos a punto de perder el avión, pero no solo eso, sino que Tarra y Jordi literalmente no vuelan porque se les prohibe al haber un error de concordancia entre los datos de cada uno en sus billetes con respecto a sus pasaportes. Habían escrito “Tarragó” con una sola “R” y “Figueraz” en vez de “Figueras”. Atención: el resto del team vuela hacia Shanghai donde al día siguiente tocaremos en el festival más importante de China, el Strawberry Music Festival. Pero tenemos dos bajas que se han quedado en el aeropuerto: Tarra y Jordi. Además, aquí el segundo problema: Durante el control de seguridad, a Pol le hacen abrir 100 veces la mochila donde lleva todo su equipo fotográfico y de vídeo, y un policía nos rompe la Polaroid. Entre los nervios por perder el avión y los exagerados controles de seguridad que nos hacen, sale volando por los aires y cae al suelo.

Día 7: Volvemos al aeropuerto de Beijing tras haberlo petado en Shanghai en el Strawberry Music Festival delante de un montón de chinos y chinas locos y locas. Además teníamos un hotel impresionante, estábamos flipando… una lástima no haberlo podido documentar en fotos… Jordi y Tarra consiguieron volar finalmente, tras 7 horas de espera en el aeropuerto…

019: Jordi hecho polvo durmiendo en el aeropuerto, ya de vuelta hacia Barcelona.

020: Micha en el aeropuerto con estudiantes chinos.

021: Pol, Jordi, y el segurata chino que nos rompió la camara. Certificamos que, finalmente, nos han arreglado la polaroid y volvemos felices a casa, Barcelona.

Publicidad
Publicidad