18/11/2016

Entrevista con el cuarteto británico de garage-glam, que actúa esta noche en Bilbao (Kafe Antozkia) y mañana sábado en Barcelona (Razzmatazz, Pop Bar).

Telegram parecen salidos de una máquina del tiempo. De los años 70, concretamente. Y el cuarteto británico no tiene ningún reparo en reconocerlo, como queda claro en su amalgama de influencias, perfectamente delimitada en un debut guitarrero, inclemente y arrollador como Operator, publicado este mismo año bajo su propio sello. ¿Para qué tratar de innovar cuando puedes hacer buenas canciones para que la gente baile? Garage, kraut rock, glam y psicodelia son sus ingredientes, la energía de sus directos su principal baluarte, y el escenario su hábitat natural. Por momentos no suenan muy alejados de otros revivalistas como TOY e incluso los Maxïmo Park más desbocados, en el mejor de los sentidos.

Para comprobarlo, nada mejor que pillarlos en sus primeros conciertos por España: esta misma noche en el Kafe Antzokia de Bilbao, y mañana sábado en Barcelona (Razzmatazz Clubs, sala Pop Bar, con las sesiones antes y después de Arnau Obiols e Indiespot DJ). Y como anticipo, una breve pero interesante charla con el grupo a raíz de sus referencias, su primer disco y su lucha contra las máquinas y los capullos (sic).

Vuestra primera aparición como grupo fue en 2013 con un primer single. Han pasado tres años hasta que habéis sacado el primer disco. ¿Qué ha sucedido en este tiempo?
TELEGRAM: Hemos estado de gira por el mundo, curtiéndonos a base de tocar delante de personas que nos admiraban y nos detestaban a partes iguales.

Me imagino que basáis la energía de vuestro grupo en el directo. ¿Ha supuesto un reto capturar eso en un primer disco de estudio como Operator?
Operator es una buena representación de nuestro show en directo. Las canciones que han entrado en el disco son las que tocábamos en los primeros concierto que dimos como grupo. Además, la mayoría de canciones del disco las hemos grabado tocando todos a la vez en el estudio, así que por eso suena tan crudo, ruidoso y real.

¿Cómo convenceríais a alguien para que escuchara vuestro primer disco?
Le pondríamos un montón de discos recientes asumiendo que nos acabará pidiendo de rodillas que le pongamos algo bueno para escuchar.

¿Cuál sería el mejor momento y lugar para escuchar Operator?
Mientras corres en una cinta de gimnasio que va más rápido de lo que tú querrías.

Vuestras influencias se remontan a los años 70, del glam rock a la psicodelia o el garage. ¿Es difícil encontrar vuestra propia voz cuando tiráis de referencias tan clásicas? ¿Cómo intentáis sonar originales?
Todo depende de cómo mezcles estas diversas influencias, a lo Frankenstein: una mandíbula por aquí, un ojo por allá… Actualmente no hay ingredientes originales en la música, pero aún hay nuevos cócteles por descubrir. Los grupos más emocionantes son los que muestran sus influencias claramente pero que no pueden ser clasificados en ningún género concreto.

Habéis financiado vuestro discos íntegramente con crowdfunding a través de PledgeMusic. ¿Lo veis como una manera de trabajar de cara al futuro, ha sido una experiencia satisfactoria?
Es una buena reacción a la industria moderna. Ya no funciona como antes, por lo que puedes seguir quejándote sobre ello o encontrar nuevas maneras creativas de sobrevivir en el clima actual. La idea de trabajar de forma distinta en el futuro nos intriga, también, así que ya veremos qué hacemos.

Acabáis de publicar una nueva canción estupenda, ‘You Said You Saw Us’, solo algunos meses después del disco. ¿Hay algún motivo especial para ello?
Siempre estamos al acecho para crear nuevos sonidos que nos exciten, queremos avanzar rápido y seguir progresando, y eso pasa por ofrecer a la gente nuevas cosas que escuchar. El disco ya es antiguo para nosotros, siempre estamos pensando cómo avanzar y no nos paramos a mirar atrás.

Parece que hoy en día no hay tantas bandas de guitarras que consigan llegar a lo más alto. ¿Creéis que la música “de instrumentos” está perdiendo la partida ante la música “digital” o que es solo una moda?
Creemos que es justo decir eso actualmente, pero todo se mueve en ciclos y nada es permanente. Cuando algo se establece como un nuevo sistema nunca pasa mucho tiempo antes de que sea desechado. Estar en la cima no es suficiente para dormir tranquilamente.

¿Qué podemos esperar de vuestros conciertos en Barcelona y Bilbao?
Nunca esperes nada.

¿Dónde os veis como grupos dentro de 10 años?
Siempre hemos tenido la perspectiva de simplemente ir haciendo. Seguir contrarrestando a los capullos, para frustración de nuestros detractores. Así que nos atrevemos a decir que seguiremos haciéndolo dentro de 10 años.

telegram

Publicidad
Publicidad