17/02/2016

7 interesantes proyectos en solitario de vocalistas con carreras sólidas.

No es una tendencia pero sí un hecho curioso: en los últimos tiempos muchas vocalistas con carreras más o menos afianzadas en grupos (ya sea de féminas o no) se lo han montado en solitario. Nos hemos encontrado con casos de todo tipo: algunos propiciados por una ruptura (Alice Glass), otros porque querían entretenerse mientras estaban de gira (Caroline Polachek como Ramona Lisa) o porque simplemente les apetecía cambiar de aires (Dee Dee de Dum Dum Girls, ahora convertida en Kristin Kontrol). Algunas veces dejan trabajos que auguran un futuro brillante, como es el caso de Deradoorian, ya desvinculada de Dirty Projectors, y otros no dejan de ser poco más que una rareza que pasa desapercibida por todo el mundo salvo sus fans más fieles. Pero conviene repasar algunas que nos han llamado la atención.

¡CLARO QUE SE PUEDE HACER UN FESTIVAL SOLO CON CHICAS!

Charlie Hilton

A Charlie Hilton la conocemos de Blouse, uno de los grupos más infravalorados de Captured Tracks, en el que milita Jacob Portrait, también bajista en Unknown Mortal Orchestra. En su primer trabajo exhibieron un cruce de new wave y dream-pop retrofuturista que sin haber inventado la sopa de ajo conquistó a los yonquis de este tipo de sonoridades evocadoras. Para Imperium se dieron un lavado de cara sorprendente al liberarse de cajas de ritmos y sintetizadores para buscar un sonido cercano al indie rock de los 80 y 90. Ella era la vaporosa voz cantante del trío, pero por algún motivo que desconocemos –pero averiguaremos– ha querido grabar canciones con su propio nombre. El resultado es Palana, un sorprendente debut que, desgraciadamente, pasará demasiado desapercibido en el que la de Portland combina los estilos de los dos álbumes de Blouse con la ayuda de Jarvis Taveniere (Woods), Mac DeMarco, Anand Wilder (Yeasayer) y hasta su compañero Portrait. Sí, es todo un poco incomprensible, pero nos encanta.

Kristin Kontrol

Dum Dum Girls fueron sin duda las mejores de esa oleada de girl-groups que aparecieron más o menos a partir de 2009. Y aunque era una banda formada por mujeres, el peso caía sobre los hombros de Kristin Welchez, que así es como se llamaba en realidad Dee Dee. Ahora la californiana ha decidido pasar página, reafirmando su intención de abrirse a nuevos géneros como la new wave, el R&B, el synth pop y el krautrock como Kristin Kontrol. “Quería arrojar luz sobre importantes influencias que parecían fuera de los límites del territorio Dum Dum”, argumenta ella. Desde Sub Pop prometen que el álbum de debut, que llegará en primavera, tendrá “un fuerte sabor electrónico, una entrega vocal impresionante y una variedad de canciones amplísima”. De momento sólo ha mostrado un teaser que adelanta un pop ochentero mamarracho que tiene muy buena pinta.

Ramona Lisa

En ese periodo en el que Chairlift se tomaron un descanso y decidieron emprender otros proyectos como producir a Beyoncé, su vocalista, Caroline Polachek, lanzó su estreno en solitario como Ramona Lisa. A pesar de su naturaleza experimental (fue grabado completamente en ordenador, a menudo en las pausas que tenía durante la gira en armarios de hotel, lavabos de aviones o camerinos vacíos) incluye algunos de esos lúcidos momentos pop que sólo ella se sabe sacar de la chistera. Se intuye que no fue madurado lo suficiente y que podría haber sido un trabajo mucho más serio, pero precisamente esa fue su intención, pasárselo en grande. Si, además, consigue que nosotros también con lo que describe como “música electrónica pastoral”, ¿pues qué más pedirle a esta deidad de la melodía y los estribillos?

Deradoorian

Los que seguimos con pasión a Angel Deradoorian desde sus tiempos en Dirty Projectors veneramos a esta chica menuda de ascendencia armenia. Cuando anunció que se desvinculaba de la banda de Dave Longstreth se nos rompió el corazón. Atrás quedarán momentazos como el protagonizado en los camerinos del show de Jimmy Fallon con The Roots flipados con sus gorgoritos a capella. Lo cierto es que su escasa actividad en solitario no hacía presagiar que su álbum de debut fuese tan rotundamente bueno. En él seguía la inquietud y el espíritu aventurero del grupo que la vio crecer, pero esta vez con sonidos exóticos que van de punta a punta de todo el Oriente. Todos sabíamos que tenía potencial de diva r&b y The Expanding Flower Planet es su regalo al mundo.

Kathryn Calder

Con Kathryn Calder pasa un poco como con Angel Deradoorian: en The New Pornographers siempre se le ha considerado una miembro menor, acaso ensombrecida por el incuestionable talento de Neko Case. Pero a fuerza de voluntad, la sobrina del líder, A.C. Newman, ha conseguido que sea reivindicada, tanto en el seno de la banda con canciones como ‘Sweet Talk, Sweet Talk’, en su otro grupo, los inactivos Immaculate Machine, como en solitario. Su último disco tiene título homónimo y un sonido que se aleja mucho al de los Pornos, con tonos sosegados y letras angustiosas. Este año, además, debería estrenarse al fin A Matter Of Time, un documental sobre la ELA, esa enfermedad por la que la gente se tiraba cubos de agua encima hace mucho que afectó a su difunta madre. El filme cuenta además con actuaciones en vivo de Calder con todos sus proyectos.

jennylee

De nuevo estamos con uno de esos casos en los que cuesta encontrar diferencias entre un proyecto y otro. Jenny Lee Lindberg, cuando a finales de 2015 lanzó su álbum de debut como solista, right on, muchos intentábamos buscar las diferencias entre esas canciones y las de Warpaint. Costaría encontrar siete, quizá porque las californianas tienen un sonido fácilmente reconocible y que la propia Lindberg canta ahí además de traerse a su compañera Stella Mozgawa a que toque la batería. Pero si por algo resulta interesante este disco es por el uso que hace del bajo, el instrumento favorito de la artista. También porque de alguna forma recupera la esencia de las primeras Warpaint, esas interesadas por el rock gótico de impecable factura.

Alice Glass

Tras un desagradable cruce de declaraciones entre los dos miembros originales de Crystal Castles sobre la autoría de sus canciones, su ya ex vocalista, Alice Glass, estrenó el pasado su verano su primer sencillo como solista, ‘Stillbirth’, que fue coescrita y producida por su novio y guitarrista de HEALTH, Jupiter Keyes. El lanzamiento servía a la vez para alertar sobre las abusos domésticos y sexuales. No, no es necesariamente un ataque a Ethan Kath, sino una manera de utilizar su propia experiencia en una relación abusiva y su arte para generar ingresos a la organización RAINN, que ayuda a las víctimas de estos abusos. Desgraciadamente, aún no ha anunciado planes de lanzar más material.

Publicidad
Publicidad