26/06/2014

'Dangerous Days', arrollador adelanto de su próximo álbum.

Seguidores, detractores y neutrales, olviden toda opinión que pudieran tener acerca de Zola Jesus. Ella misma ya lo ha hecho, tomen ejemplo y reseteen: “para mi, es mi verdadero debut porque es la primera vez que me he sentido tan abierta y liberada”. Nika Roza Danilova habla de Taiga, el disco con el que se estrenará en Mute Records (¿qué sería de una vuelta a empezar sin su correspondiente mudanza?) el 6 de octubre. El cuarto de su carrera, aunque ella sostenga que, en realidad, es el primero. Pese a que puede sonar sorprendente, lo cierto es que el año pasado ya dio la sensación de estar cerrando una etapa con Versions, esa suerte de revisión instrumental de algunos temas de sus anteriores trabajos. Carpetazo por todo lo alto, pero carpetazo al fin y al cabo. Este renacer lo ha cocinado mano a mano en California con Dean Hurley, productor de David Lynch o Danger Mouse, y lo ha llamado Taiga obedeciendo a sus orígenes rusos. “Es el nombre que se le da en Rusia al bosque boreal. Creo que es algo muy vivo, muy expansivo. Representa un mundo salvaje y sin explotar que podría existir felizmente sin nosotros”, explica. Casi tan exuberante e imparable como la naturaleza sin corromper es el primer single de adelanto del álbum, un ganador número electro-pop titulado ‘Dangerous Days‘. No resulta tan rupturista como cabría imaginar tras conocer la drástica opinión de Zola Jesus sobre Taiga, quizás porque su portentosa voz marca todo lo que toca, pero sí es lo más directo (ese impulso quasi-trance) y resplandeciente que ha hecho nunca. Incluso más que aquella versión de Rihanna que nos regaló en su día. De peligroso esto no tiene nada, querida Danilova: hopeful days are coming.

Publicidad
Publicidad