15/10/2011

No sabemos exactamente los motivos, pero siempre acabamos nuestras fiestas casi sin fotos dignas de publicar. Y al día siguiente, a la hora de contarlo, […]

No sabemos exactamente los motivos, pero siempre acabamos nuestras fiestas casi sin fotos dignas de publicar. Y al día siguiente, a la hora de contarlo, es casi como si no hubieran sucedido. Y mira que ayer en La [2] de Apolo había imágenes que fotografiar: desde el cartel del Cuarto Aniversario Indiespot presidiendo la cabina del DJ de la sala (y todavía sigue ahí, hasta que lo quiten) hasta la multitud de Rubik dándolo todo encima del escenario, pasando por esos momentos sin música y sin apenas luz que las entrañables bajadas de tensión nos regalaron ayer. Y por toda la gente que vino, claro (que fue mucha). Pero no, no tenemos imágenes. Pero en fin, da igual, ¿no? Nos quedamos con el conciertazo que dieron Rubik, con la cantidad de amigos que nos acompañaron, con las palabras que el cantante de Rubik nos dedicó al principio de la segunda canción, con los Indiescabreados refunfuñando en la pista de baile, con la canción que pusimos como cierre que nos tiene hipnotizados. Con todas las que pusimos de 3 a 6 de la mañana, cuando estuvimos a los platos. Y, por qué no, con las bajadas de tensión también, claro que sí.

Y sí, el cantante de Rubik nos felicitó por nuestro cuarto aniversario. Un detalle que, si bien es casi anecdótico, solo suma para bien en la imagen que desprenden estos finlandeses, que se han ganado sus fans uno a uno gracias a los espectaculares conciertos que ofrecen. En el Primavera Club 2010 lograron un buen puñado, en el Primavera Sound 2011 otros tantos, y el boca oreja hizo su trabajo hasta conseguir que La [2] de Apolo estuviera prácticamente llena (tres cuartos de la sala seguro) en el ¡tercer! concierto de Rubik en Barcelona en menos de un año. Pero es que lo que estos tipos transmiten desde el escenario lo vemos pocas veces: se creen lo que hacen hasta el extremo, se toman cada concierto como si fuera el último (o el más importante), y sobre todo son realmente agradecidos. Con estas premisas y las coordenadas previas, tuvimos lo que esperábamos: una hora (concierto en formato algo reducido) de cambios de tiempo, pop expansivo con toques electrónicos, trombones, paradas en brusco que erizan el vello, y una banda que es capaz de ir desde Sigur Rós al rock duro en apenas unos segundos y, lo que es mejor, convencer a cualquier oyente de esto. De su primer disco cayeron las habituales ‘Goji Berries‘, la maravillosa ‘Richard Branson’s Crash Landing‘ y ‘Wasteland‘, mientras que sacaron pecho con las mejores canciones de su reciente Solar, un disco a priori más sosegado e introspectivo: a saber, ‘World Around You‘, ‘Laws of Gravity‘ y, claro, ‘Sun’s Eyes‘. Y la certeza absoluta de que la base de fans todavía crecerá de cara a su próxima visitas.

Y nosotros empezamos nuestra sesión con Rubik, claro. Con ‘Laws of Gravity‘, de hecho. Y de ahí, lo que surgiera. En honor a Arnau, a quien ayer echamos de menos, cayeron ‘Cruel‘ de su querida St. Vincent y ese temazo apoteósico que es ‘Quiet Little Voices‘ de We Were Promised Jetpacks. Boluda coló Novedades Carminha (nada menos que F.O.L.L.A.R) y la salvaje ‘Gangsta‘ de su no menos querida tUnE-yArDs (aunque no se salió con la suya con lo de poner ‘The Sun, The Trees‘ de Russian Red), y Aleix se dio a los hits sin contemplaciones una vez más con ‘What You Know‘ de Two Door Cinema Club, ‘Ready To Start‘ de Arcade Fire, ‘If You Wanna‘ de The Vaccines… y hasta Foster The People. Andreu vino a pedir un remix de Justice avanzada la noche, pero esta vez le dijimos que no. Entre medio, hubo de todo, hasta bajadas de tensión que no sabemos de dónde venían pero dejaban la sala sin sonido (ni luz) durante un par de segundos. Sudores fríos, pero luego todo volvía a la normalidad. Y en cuanto a canciones, pues lo previsible (pero no por ello menos divertido): desde ‘Midnight City‘ de M83 a ‘Amigos del género humano‘ de Triángulo de Amor Bizarro, desde ‘Not In Love‘ de Crystal Castles a ‘Holland 1945‘ de Neutral Milk Hotel, desde ‘Restless‘ de Kakkmaddaffakka a ‘Listzomania‘ de Phoenix, desde la colosal ‘Hysterical‘ del nuevo disco de Clap Your Hands Say Yeah a esa ‘Dancing With The Devil‘ de Wolf Gang que no conocíamos (y descubrimos gracias a la recomendación de un lector) y que nos ha cautivado por completo. Todo hasta desembocar en el dúo final, la significativa ‘Let’s Get Out Of Here‘ de Les Savy Fav y esa maravilla que nos tiene enamorados los últimos días, la ‘Video Games‘ de la enigmática Lana Del Rey. Con ella y su «it’s that true» dimos por cerrada la noche.

Y hasta aquí nuestra fiesta de cuarto aniversario. Perdón por dar tanto la brasa previamente, y nos vemos en el quinto aniversario (o en las fechas de Indiespot DJs, que no son pocas). Ahora solo falta que llegue la fecha exacta del cuarto aniversario de Indiespot, que precisamente es el martes 25 de octubre. ¿Qué pasará entonces? Ah…

Publicidad
Publicidad